Está aquí: Inicio / BLOG / Mostrando artículos por etiqueta: igualdad
Lunes, 18 Junio 2018
Publicado en PROYECTOS

El techo de cristal es una realidad en todo el mundo. Los puestos de mayor responsabilidad tanto en el ámbito privado como público son ocupados por hombres mayoritariamente. Esto forma parte de la discriminación de género en el ámbito laboral. Sin embargo, en Lamu hay una mujer que rompe este techo y es la jueza de la magistratura de Lamu County.

Desde el año 2016 es una mujer la que ocupa el cargo de jueza en la isla. Esto ha traído muchas consecuencias, ya que está imponiendo una forma diferente de hacer las cosas. Es evidente que sólo el hecho de que sea una mujer la que ocupe este puesto en la Isla, tiene un gran impacto. Pero si además ha tomado decisiones que mejoran la vida de otras mujeres, es algo muy importante.

El año pasado, a raíz del trabajo realizado sobre las Violencias Machistas pudimos entrevistarla y en esa charla, cuando compartimos con ella los objetivos del proyecto Afrikable, se mostró interesada en conocerlo y hablar con las mujeres que forman parte del proyecto y este año decidimos recoger esta propuesta y la invitamos a la ONGD para tener una charlas con las mujeres del proyecto.

Cuando confirmamos la visita y subimos a decirlo, hubo reacciones muy diversas. Algunas mujeres le tienen mucha admiración ya que han escuchado alguna de las decisiones que ha tomado condenando casos de abusos y agresiones sexuales, por lo que estaban muy entusiasmadas preparando la visita. Otras reaccionaron diferente ya que otro de los asuntos en los que la magistrada más se está metiendo es en la condena de casos de drogas y en algunos casos son muy elevadas, por lo que causa el descontento de parte de la Isla.

Decidimos que la charla fuera en Kswahili ya que era una charla para ellas, para las mujeres de este proyecto y para que aprovecharan al máximo la oportunidad de conocer a una mujer que ha roto tantas barreras y sus conocimientos de la ley, para solucionarle dudas que puedan tener sobre sus derechos y sobre los procesos judiciales. Y eso es lo que ellas hicieron, exprimir cada minuto.

Charla de la Jueza de Lamu para las mujeres beneficiarias de Afrikable

La jueza comenzó con una introducción sobre los derechos de las mujeres, cómo hemos ido avanzando gracias a la educación y los retos que todavía quedan por delante, entre ellos el matrimonio infantil. Luego les resaltó la necesidad de inscribir a los hijos e hijas en el registro y contar con los certificados de nacimiento, ya que es algo que no se hace siempre en esta Isla y que luego para cualquier trámite burocrático puede perjudicarte mucho la vida.

Hablamos sobre los recursos que son gratuitos, ya que uno de los motivos por los que las mujeres no acuden a la vía institucional a solucionar sus problemas son los altos costes. Así les informa de que menores de edad tienen derecho a la asistencia jurídica gratuita en cualquier caso. Que hay casos civiles, como la reclamación de la pensión de alimentos, en los que no necesitan defensa jurídica y pueden defenderse ellas mismas, explicando que se da libertad al idioma (ya que normalmente en los juzgados se utiliza el inglés) y en las formas. Y por último, que hay asociaciones de mujeres abogadas que trabajan de forma gratuita para casos de divorcio y de violencia de género, cuando la mujer no tiene recursos suficientes para pagar sus honorarios.

También hablamos de la importancia de la educación, ella les insistió en que la educación de las niñas era la vía para luchar por ellas y darles una vida mejor. Estuvieron debatiendo sobre los problemas económicos para pagar las tasas escolares y les estuvo informando sobre algunas becas gubernamentales que existen para enviar a los mejores estudiantes a buenos institutos y universidades.

Debido a que en Lamu la mayoría de la población es de religión musulmana, hay algunos temas en los que ella no tiene competencia, como es el divorcio y la división de la herencia, y que son llevados por el “Cadi” o tribunal Islámico. Esto causa algunas diferencias entre católicas y musulmanas a la hora de las vías donde poder solucionar sus problemas y los recursos que tienen. También en los pasos que suelen seguir, ya que algunas se quedan en la autoridad tribal o en el Cadi y no llegan a denunciar los casos a la policía, ella resaltó la necesidad de acudir a la justicia y de no quedarse en la vía tradicional si ocurren casos en los que necesitas apoyo del sistema.

Especialmente hubo un gran debate sobre a quién se otorgaba la casa en los casos de divorcio, ya que muchas mujeres reclamaban que siempre se daba a los hombres, a menos que las mujeres pudieran probar que habían aportado algo y entonces conseguir una compensación. Ella decía que en el caso del Cadi, ella no podía intervenir ya que se aplicaba la ley islámica, pero que en su caso, el problema era el machismo de muchos jueces que asumen que el motor económico familiar es el hombre, invisibilizando el trabajo que hacen las mujeres y perpetuando su situación de precariedad.

En general, todas las mujeres disfrutaron mucho de la charla, participaron y preguntaron mucho, con momentos de risa y de complicidad también. Creo que el conocer un referente de mujer de este tipo tiene un gran peso ya que no es lo mismo que alguien como nosotras, blancas y europeas, les hablemos de sus derechos, que lo haga una mujer de su propio país que además se encuentra ahora mismo en la postura de velar por esos derechos como jueza de la isla. Y ellas, en cuanto acabó, le agradecieron la visita, el haber podido ponerle rostro y lo que estaba haciendo por todas las mujeres de la isla condenando los casos de agresiones sexuales ¿Qué más se puede pedir?

 

Autora: Ana Fernández

Lunes, 11 Junio 2018
Publicado en PROYECTOS

Marta Caffarena y Paula Álvarez-Beascoechea, alumnas de Derecho, nos comparten su experiencia durante la primera charla con las mujeres beneficiarias de Afrikable, como parte de sus prácticas en el área de empoderamiento de la mujer en Lamu.

"Es nuestro cuarto día en Afrikable y nuestra primera charla con las mujeres. Hemos empezado con un juego simbólico. Utilizando un ovillo de lana nos lo íbamos pasando a medida que nos presentábamos, hasta formar una tela de araña. Nuestro objetivo era crear un impacto visual que reflejase la unión entre todas ellas y con nosotras. Sentimos que fue un buen comienzo, tanto para conseguir un ambiente más cercano como para llamar su atención.

El tema que escogimos fue los Derechos Humanos. A modo de introducción, pusimos un vídeo. Como era en inglés y pocas mujeres lo dominan no pudieron entender todo. Por ello, empezamos con una pregunta básica: “¿qué es un derecho humano?”. A partir de este momento, la charla fue muy participativa y el debate no cesó.

Nos sorprendió mucho la reacción que tuvieron frente a ciertos derechos que nos gustaría destacar. Cuando hablamos del derecho a la igualdad, a la libertad y a la no discriminación todas estaban de acuerdo en que aquí en Lamu, no se respetaban. Jemin dijo: “here we are divided in two groups, the ones who eat flesh and the ones who eat grass” (aquí estamos en divididos en dos grupos, los que comen carne y los que comen verdura).

Asimismo, mostraron mucho interés cuando tratamos los siguientes derechos: a ser defendido, a acudir a un tribunal independiente, a la igualdad en la ley y ante la ley..., en definitiva, el derecho a la justicia. Quisieron saber cómo funcionaba el derecho español a diferencia del suyo donde únicamente tienen derecho a la justicia gratuita los niños.

Charla sobre Derechos Humanos con las mujeres beneficiarias de Afrikable

Finalmente, la conversación desembocó en el tema de la violencia de género. Una de las mujeres, Joyce, destacó que la Biblia dice que “los hombres son la cabeza” y ella añadió que, “de ser así, toda cabeza necesita un cuello para sostenerse y nosotras somos ese cuello”. Una de las reflexiones a la que llegaron fue la importancia de conocer sus derechos para poder luchar por ellos y que, para ello, la educación juega un papel esencial.

Nuestros nervios del principio, terminaron en ojos llorosos de la emoción. Una por una, las mujeres se despidieron de nosotras dándonos las gracias y la bienvenida. Ha sido tan solo una hora de charla y ya sentimos que las conocemos un poco más. Todavía nos queda un mes por delante que esperamos esté lleno de sorpresas.

“Cuando emprendas tu viaje a Itaca pide que el camino sea largo, lleno de aventuras, lleno de experiencias (...) mas no apresures nunca el viaje – o como dirían aquí, “pole pole”-- ” C.P KAVAFIS"

 

Autoras: Marta Caffarena y Paula Álvarez-Beascoechea

Lunes, 03 Julio 2017
Publicado en PROYECTOS

Jorge Burón, alumno de Ciencias Políticas de la UAM, nos comparte su experiencia durante la segunda charla de un ciclo de cuatro sobre Derechos, Libertad y Democracia, desde el punto de vista de la política que realizará con las mujeres beneficiarias de Afrikable, como parte de sus prácticas en el área de empoderamiento de la mujer en Lamu.

"Ayer hablamos de igualdad de género y no sé si nos entendimos. No me refiero al idioma, que también es una complicación porque la traducción simultánea no siempre funciona a la perfección. ¿Cómo se puede hacer de intérprete en una discusión de 20 personas a la vez?. Es complicado, bastante ágil nos sale y bastante nos comprendemos. Per además, creo que es mejor así. A veces me miran después de decir algo y se ríen todas a la vez como diciendo "Ay, pobre, que no se entera de nada". Ni falta que hace, ¿no?. ¿Qué les voy a enseñar yo sobre sus vidas? ¿Sobre sus maridos? ¿Sobre los hombres?.

Las veces que conseguimos seguir un diálogo fluido inglés-swahili, fue ahí cuando no nos entendimos mucho: "¿Qué desigualdad? Claro que somos distintos. ¿Y qué? ¿Cuál es el problema?. Cada uno cumple una función, ocupa su rol, aporta unas cosas y recibe otras". ¿Y si es cierto? Pero a veces, muchas veces, no parece serlo. Si la mujer encuentra trabajo es frecuente que el marido deje el suyo y se dedique a la vida contemplativa, ¿para qué va a trabajar si ya lo hace ella?. Un hombre que no encuentra mujer, rapta a una, la viola tres días y la suelta, pero ¿quién la va a querer ahora mancillada?. Así que pide su mano y la casan. Si un matrimonio se divorcia, el marido desaparece; olvídate de la ayuda económica, ahí se queden la mujer y los niños como buenamente puedan, y tampoco el Estado ayuda demasiado a que se cumpla la obligación de manutención.

No todos hacen esto, no todos son así pero estas historias son testimonios de ellas. Alguna de ellas lo ha vivido, y muchas más fuera de Afrikable, y otras que lo vivirán. Así que la vida no parece igual para todos, ¿y sin embargo ellas no lo ven?

Igualdad 01

O quizá no saben qué tienen que ver. Pero a diferencia de nosotros, que creemos saberlo todo y en realidad somos igual o más ciegos, ellas sí escuchan, ellas sí quieren aprender a mirar. Ellas, estas mujeres, tienen la mente abierta de verdad, que no significa saber muchas cosas como creemos en nuestro mundo occidental, sino querer aprender muchas cosas. Vaya si tienen la cabeza abierta. Justo antes de acabar, cuando no parecía que fuéramos a encontrar un punto de unión, de nuevo ellas lo salvaron y me dijeron: "Pero a ver, ¿cuáles son esos derechos que no tenemos? ¿Qué cambiaría esa libertad que deberíamos poseer? ¿Qué es eso de los derechos de la mujer?. No los conocemos. Cuéntanos esos derechos, queremos saber cuáles son, háblanos de ello y a lo mejor estamos de acuerdo". Cuánto me están enseñando y qué poco puedo darles yo. Pero al menos tenemos eso, aunque cueste conseguimos entendernos, porque ellas tienen la mente abierta y me la abren a mí

Así que la semana que viene lo seguiremos intentando, esta vez hablando de esos derechos que quieren ver pero que no conocen y esas injusticias que viven y que igual un día, para ellas, para sus hijas, para su sociedad puedan cambiar. Desaparecer.

 

Autor: Jorge Burón

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

SOBRE AFRIKABLE

Afrikable es una organización sin animo de lucro española, inscrita en el Registro Nacional de Asociaciones con número 1/1/594088 y en el Registro de Organizaciones no Gubernamentales de Desarrollo de la Agencia Española de Cooperación Internacional al Desarrollo (AECID) con número 2033.

 

En Kenia nuestra asociación se llama Afrika Able Organization y está inscrita en el NGO Coordination Board de Kenia, con número 10976.

DÓNDE ESTAMOS

  • Lamu, Kenia.
    Madrid, España
  • +34 605 722 162